Consejos para unas rebajas sostenibles

Las luces y los adornos de Navidad se cambian de un día para otro dando paso a las rebajas. Descuentos de un 30%, 50% y hasta 70% que pueden hacernos perder la cabeza muchas veces, sin pararnos antes a pensar y terminando comprando de manera compulsiva y poco sostenible. Por otro lado, también tiene sentido que queramos aprovechar para comprar prendas de calidad que a lo mejor no podemos permitirnos con su precio normal pero, ¿qué consejos seguir para unas rebajas sostenibles?

1.Observa y estudia tu armario

Este primer paso es básico para saber lo que tienes realmente y cuáles de esas prendas apenas te has puesto o ni siquiera has estrenado. ¿Sabías que normalmente solo usamos un 30% de toda la ropa que tenemos en nuestro armario? Si lo vacías y observas cada prenda, podrás conocer mejor cuáles te gustan más y cuáles terminas poniéndote siempre para hacerte una idea de aquello que de verdad necesitas.

hanged top on brown and white clothes horse
Fuente

2. Juega con las prendas que ya tienes

Después de estudiar tu armario y saber aquello que ya tienes, lo mejor es probar a crear distintas combinaciones con la ropa que has sacado. Al verla toda junta seguro que se te ocurren conjuntos en los que nunca antes habías pensado. Si además les sacas fotos, podrás tenerlos siempre a mano y ser consciente del partido que puedes sacar a las prendas que tienes.

3. Haz una lista de aquello que necesitas y márcate un presupuesto

Lo mejor para no comprar por comprar y que las rebajas sean lo más sostenibles posible es hacer una lista de las prendas que te hacen falta. Si te ciñes a ella podrás contener el impulso de gastar y tu compra será más responsable. La lista, unida a un presupuesto marcado previamente te ayudarán a no gastar de más y a mantenerte fiel a aquello que te habías propuesto comprar.

4. Elige prendas atemporales

Lo mejor para no necesitar comprarte ropa cada temporada es evitar las prendas que están de moda en ese momento pero que sabes que en unos meses no serán tendencia y no te gustarán tanto. Si optas por prendas atemporales te resultará más fácil combinarlas con otra ropa de tu armario y no te cansarás de ellas tan rápidamente.

Un truco para dar vida a las prendas básicas o que constituyen un buen fondo de armario (blazers, bikers de cuero, camisas blancas…) es jugar con los accesorios. Los pendientes y collares Anoësis son perfectos para combinar con este tipo de prendas, ¿no crees? Tienen un diseño minimalista y atemporal que los convierte en los compañeros ideales para cualquiera de tus looks.

¡Mira estos ejemplos si no te lo crees!

Look casual y formal con Pendientes Mack
Look casual y formal con Collar Arp

5. Apuesta por marcas locales o pequeños diseñadores

Comprando a pequeñas tiendas de barrio y a diseñadores independientes de tu localidad o país estarás fomentando un consumo más sostenible y ayudando a la economía local. Además, estarás ayudándoles a que puedan seguir viviendo de su trabajo. Lo ideal es evitar los grandes centros comerciales y las cadenas de fast fashion y elegir marcas más responsables y sostenibles. ¡Seguro que conoces pequeñas tiendas en tu barrio o marcas de diseñadores independientes que también hacen rebajas sostenibles!

6. Elige calidad antes que cantidad

Una de las características del fast fashion es la mala calidad de las prendas. Fabricando con materiales baratos alimentan su propia rueda, de manera que la ropa se te estropeará pronto y necesitarás comprarte nueva continuamente. Por eso es buena idea comprar prendas que estén hechas con materia prima de calidad y aprovechar las rebajas que hacen muchas marcas sostenibles.

7. Piensa si realmente lo necesitas

La pregunta clave que debes hacerte siempre antes de comprarte algo es: ¿lo necesito? ¿Es algo que realmente me haga falta y que pueda combinar fácilmente con otras prendas de mi armario? Seguro que si te haces estas preguntas antes de pasar por caja y eres sincera contigo misma al responderlas, evitarás muchas compras compulsivas y empezarás a comprar de manera más consciente y sostenible.

8. Pregúntate dónde está hecha la prenda y por qué es tan barata

El origen de aquello que compras es muy importante, puesto que además de generar más CO2 para poder llegar hasta ti, la mayoría de las marcas de fast fashion trasladan sus fábricas a países asiáticos para producir con menos costes. De esta forma, alguien que trabaje en estos países será quien esté realmente sufriendo las consecuencias de que puedas comprar tan barato.

9. Compra ropa vintage o de segunda mano

Otra estupenda opción es aprovechar el auge de las tiendas de ropa vintage y de segunda mano. Seguramente en tu ciudad haya más de una pero si no, puedes optar por webs como Vinted o tiendas vintage que venden online, como Neko Vintage Clothes, Picos Pardos Vintage o Needles & Pins Vintage. En estas webs seguro que encontrarás tesoros y prendas únicas a las que podrás dar una segunda y además estarás contribuyendo a que se reduzcan los residuos textiles derivados de la industria de la moda.

10. No seas demasiado estricta contigo misma y celebra cada paso que das

Si terminas comprando alguna prenda que no necesitas pero que te ha enamorado, no te frustres ni te castigues demasiado. Sé consciente de los pasos que vas dando para que tus compras sean más responsables y valóralos. ¡Comprar de manera responsable y sostenible es algo que no cambia de la noche a la mañana, pero cada pequeño gesto cuenta!

Y tú, ¿sueles comprar en rebajas? ¿Intentas hacerlo de manera consciente y responsable?